9 oct. 2009

Una segunda opinión

Un hombre y su mujer se pelean a la hora del desayuno. El esposo se levanta furioso y le dice,
- ‘Y por cierto, que tampoco sirves en la cama’ y se va al trabajo dando un portazo.
Después de un rato, se da cuenta de lo grosero que ha sido y decide intentar arreglar las cosas, así que llama por teléfono a su mujer.
Ella contesta después que suene varias veces.
Su esposo muy irritado le pregunta,
- ‘¿Por qué has tardado tanto tiempo contestar el teléfono

Ella dice:
- ‘Estaba en la cama.’
- ‘En la cama tan temprano, ¿haciendo qué?’.
-’BUSCANDO UNA SEGUNDA OPINIÓN’.

0 comentarios: